La otoplastia es la cirugía que se realiza para reposicionar las orejas prominentes u orejas de soplillo a una posición más normal, más pegadas a la cabeza, o para reducir el tamaño de las orejas grandes.
Por lo general, esta cirugía se realiza en niños entre los 4 y 14 años. Es en este momento cuando las orejas han crecido casi completamente, a los 4 años.

Por lo que los especialistas consideran que a partir de esa edad, cuanto antes se realice la cirugía, menor será la repercusión psicológica para la persona.
La otoplastia también se puede realizar en adultos, con el objetivo de solucionar problemas estéticos, sin que existan riesgos asociados a la edad.

 

Consulta con nuestros especialistas en el
928 48 21 79

Clic aquí